LOS AHORAS

@ LA LEYENDA DE LOS AHORAS

La semilla del proyecto de los Ahoras se plantó cuando escribí un microrrelato para un certamen literario y se la envié a Chabela para que me diera su opinión. No solo le gustó, si no que al instante supo ver las posibilidades que se escondían tras esa idea y que iban mucho más allá de un pequeño concurso.

Un par de meses después, cuando me dijeron que había resultado ganador con mi fábula La Leyenda de los Ahoras, nos miramos, nos tapamos la nariz con los dedos, nos cogimos de la mano y de un salto nos zambullimos en la aventura.